DAPWURST SPICY




¿Te apetece algo sabroso y picante? Entonces esta DAPWURST SPICY es una estupenda elección. ¿Ingredientes artificiales? No en nuestras salchichas. ¿Condimento de jalapeño? Nunca en una DAPWURST! Cuando la muerdes, estás comiendo verdaderos jalapeños y un excelente queso cheddar, todo ello rodeado de una masa finamente picada del mejor cerdo duroc. Perfecta para hacer unos sencillos nachos, pero también para usarla de forma imaginativa como te sugerimos en nuestra siguiente receta. Es picante, pero no demasiado. Júzgala por ti mismo.


PIMIENTO RELLENO con DAPWURST SPICY y crema de queso Cheddar con pimienta rosa.


Ingredientes

Dapwurst Spicy
Pimiento rojo pequeño
Crema de queso Cheddar
Queso Cheddar rallado
Pimienta rosa
Sal

Elaboración:

Quitar la piel natural de unas DAPWURST SPICY, de forma que liberemos su masa interior. Reservar.

Cortar un bonito pimiento rojo pequeño por la mitad procurando dejar el rabo, si lo tuviera. Eliminar las partes blancas de su interior. Salamos ligeramente y lo introducimos en un horno previamente calentado a 180º C hasta que el pimiento esté tierno pero no haya perdido su forma, cosa que comprobaremos pinchándolo con una broqueta o similar. Un procedimiento alternativo rápido y sano es hacer la misma operación al vapor.

Rallar un poco de queso Cheddar y reservar junto a la crema del mismo (se adquiere fácilmente en un supermercado)

Hacer pequeñas albóndigas, o mejor trozos irregulares, de la masa de las DAPWURST SPICY. Lo salteamos en una sartén antiadherente a fuego vivo hasta obtener un bonito tono dorado. No pasar de cocción, la carne debe quedar cocinada pero no resultar reseca.

Rellenamos el pimiento con la carne y ponemos una cucharada de la crema de queso por encima. Finalmente coronamos el plato con el queso Cheddar rallado y lo introducimos brevemente bajo el grill del horno, justo para que se caliente el pimiento, se funda ligeramente el queso y se amalgamen los sabores.

Emplatamos y esparcimos la pimienta rosa por encima del conjunto.

Delicioso y atractivo en su presentación. Añadidle elementos de vuestra cosecha y jugad con esta sugerencia. ¡Ah, y no olvidéis contárnosla!


Si te ha gustado esta receta, compártela.